- - | Por: | Programa: 36 a la Sombra (20:00 - 22:00 hrs.) | Más tarde: La Hora Internacional (22:00 - 23:00 hrs.)

 
7 años
Hacer del lenguaje un ritual
Miércoles, 20 de Enero de 2016 738 Karina Cabrera 0

Hacer del lenguaje un ritual

 

Por: Karina Cabrera / @karipunk

 

Las leyendas cuentan que todo empezó en algún momento de 1976 cuando los Sex Pistols se proclamaron el anticristo, pero ese no es el punto de partida y mucho menos Londres es el epicentro del movimiento, solo es un momento dentro de un relato que ha tenido diferentes facetas y ha permanecido vigente hasta la actualidad.

 

El punk como género e incluso como revista, surgió a finales de la década de los 60, pero se forjó a principios de los años 70, con importantes conexiones de formación entre grupos de Nueva York, Detroit y Londres, sin embargo hay diferencias claras entre cada uno de esos movimientos, eso que en un principio llamaban de forma peyorativa punk, fue el estilo que provocó el enojo de Patti Smith durante una entrevista, por considerar las preguntas banales y desinteresadas en el fondo de la música.

 

"Yo tengo un trabajo más duro o más difícil que nadie en ese escenario. ¿Saben lo que hago? Conecto. Hago que la gente se levante. Busco al hombre que no se levanta y lo hago levantarse", explica el vocalista de Stillwater, Jeff Bebe, al resto de la banda. Como todo lo que hay en la película 'Almost Famous', Cameron Crowe obtuvo la idea del recurrente discurso de Bruce Dickinson cuando habla de su labor al frente de Iron Maiden y que continuamente aparece en películas sobre heavy metal. Cierto, pero probablemente es escasa la idea, tal vez es necesario tomar las palabras de alguien más.

 

Rimbaud dijo que necesitaba un nuevo escenario y un nuevo sonido para crear poesía, prácticamente esa es la idea alrededor del libro 'Please Kill Me: The Uncensored Oral History of Punk', algunas ideas son directas, otras deambulan alrededor de los hechos y cada pérdida en la identidad de una generación, sin embargo pocos tienen tan claro como Patti Smith lo que significa ponerse al frente y tratar de revolucionar a una persona a través de sus oídos.

 

“La representación física de la actuación es más importante que lo que estás diciendo. La cualidad llega a través por supuesto, pero si tu cualidad de intelecto es elevada, y tu amor a la audiencia es evidente, y tienes una fuerte presencia física, puedes llegar lejos en cualquier cosa”, explicaba Patti Smith en el documental 'Dream of Life', sin embargo para conocer la intensidad de las actuaciones de la cantante en la década de los 70 prefiero recurrir a William Burroughs, quien al vivir a pocas cuadras del CBGB, se la encontraba constantemente en esos primeros años.

 

“Verás, Patti empezó como una poeta, entonces se convirtió en pintora, y de repente emergió como una verdadera estrella de rock. Lo que fue extraño, porque creo que ella no habría llegado muy lejos con su poesía o su escritura, solo a partir de cero. Pero de repente, ella es una estrella de rock. No hubo duda de eso”, describe aquel que pasaba largas horas platicando con Smith en la barra del CBGB, recordándole múltiples veces que era gay. Curioso recordatorio para alguien que fue abordada por Allen Gingsberg en una cafetería, le compró un panecillo y alivió su habre tras confundirla con un chico de facciones muy finas.

 

Patti Smith la que se volvió exitosa escribiendo poemas de rock and roll, al actuarlos, que no eran precisamente obras de genialidad, pero ciertamente eran una especie de poesía que crecía al interpretarla.

 

La cantante encontró la forma de hacernos reaccionar a sus palabras, por medio de la interpretación, así fue como yo la descubrí cuando al terminar una conferencia de prensa en la casa azul de Frida Kahlo tomó el micrófono para brindarnos una canción de forma planeadamente espontánea, acompañada de forma acústica por su inseparable Lenny Kaye en 'People Have The Power' y 'Wing' me hizo entender lo que yo había ignorado durante años: la conciencia poética, al hacer del lenguaje un ritual, no se queda estática en el papel.

 

Comentarios

Más del blog de Karina Cabrera